martes, 16 de agosto de 2011

La caminata recibe muestras de respaldo

La marcha que ayer iniciaron cientos de indígenas en rechazo a la construcción de una carretera por el Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) recibió muestras de apoyo.

En La Paz, activistas de grupos ecologistas y de defensa de los derechos humanos protagonizaron una marcha por las principales calles y avenidas de La Paz. La protesta partió de puertas de la Embajada del Brasil, país que financiará el proyecto vial, y terminó en inmediaciones del Palacio de Gobierno, donde fue dispersada por efectivos de la Policía.

Los manifestantes, que hicieron su recorrido con gritos como "Kausachun TIPNIS, Wañuchun carretera (Viva el TIPNIS, que muera la carretera)”, reclamaron al Gobierno que desista en su intención de construir la carretera en medio de la reserva natural.

Paralelamente, en un comunicado público firmado por 43 organizaciones se hace un llamado al Gobierno para que “reconsidere su decisión de construir el tramo II de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos... y escuche la decisión de los pueblos indígenas de la región para evitar el enfrentamiento entre bolivianos”.

Advierten además que la construcción de la carretera “sin consulta previa y vinculante” vulneraría la Constitución y la Ley de la Madre Tierra, además que pondría en riesgo y afectaría el derecho a vivir bien de tres pueblos indígenas: Moxeño, Yuracaré y Chimán.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada