miércoles, 28 de marzo de 2012

Indígenas preparan defensa del TIPNIS desde dos frentes

La ofensiva para defender el TIPNIS será desde dos frentes: un 50% de los indígenas participará de la novena marcha mientras el otro 50% se quedará en el parque para resistir a la “consulta previa” del Gobierno.

El diputado indígena Pedro Nuni afirmó ayer que en la marcha hacia La Paz participará el 50% de indígenas del TIPNIS mientras la otra mitad se quedará en el territorio a resistir “los embates” del Gobierno en referencia a la “consulta previa” que pretende realizar el Ejecutivo del 10 de mayo al 10 de junio.

Mientras tanto, parlamentarios del oficialismo y colonizadores rechazaron la realización de la movilización indígena porque la consideran política.

Roberto Rojas, jefe de la bancada del MAS en la Cámara de Diputados, dijo a Bolivia TV que esta protesta “va en contra de sus derechos, de los derechos de los indígenas y ni si quiera son dirigentes como Rafael Quispe”.

Según la agencia ANF, Gumercindo Pradel, líder del Consiur, dijo que al menos 54 de las 63 comunidades del TIPNIS no participarán de esta movilización, puesto que estarían de acuerdo con la realización de la consulta para construir la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos por el corazón del TIPNIS.

“Hay muchas regionales que no quieren esta movilización. Esta novena marcha, la marcha que se quiere realizar, ya es política, no la rechazo, pero nosotros como pueblos indígenas en ningún momento vamos a participar” dijo Pradel.

El secretario general de la CSCIB, Gustavo Aliaga, lamentó la decisión de los indígenas de tierras bajas. “Lamentablemente ya no entendemos qué hay detrás de todo esto, qué es lo que se busca”. Pidió que existan consensos entre los indígenas dentro del Isiboro Sécure.

La tercera comisión de la CIDOB determinó ayer que la IX marcha en defensa de TIPNIS partirá de la población beniana de Chaparina el 25 de abril con destino a La Paz.

La columna de marchistas partirá siete meses después de que la Policía reprimió violentamente a los indígenas de la VIII marcha que rechazaba la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos por el corazón de ese territorio indígena y parque nacional en esa población cercana a Yucumo.

Grupos de ecologistas, sindicalistas y dirigentes de agrupaciones ciudadanas como la del gobernador Rubén Costas anunciaron su apoyo a la marcha.

El diputado Nuni denunció también que el Gobierno mediante “prebendas y regalos” busca dividir a los indígenas en procura de debilitar la marcha.

Según radio Fides, desde Trinidad, el ministro de la Presidencia Juan Ramón Quintana se reunió ayer con 25 representantes indígenas del Isiboro Sécure.

Para destacar
Denuncia Según la red ERBOL, el presidente de la Subcentral Sécure, Emilio Noza, denunció ayer que el Gobierno pretende conformar una dirigencia paralela integrada por comunarios afines al MAS para manejarlos políticamente y así ejecutar la Ley 222 que ordena la consulta en el TIPNIS.


Dirigencia paralela El dirigente manifestó que el Ejecutivo quiere convocar a un encuentro paralelo de corregidores de las 21 comunidades que conforman la Subcentral Sécure para que respondan a las acciones gubernamentales. “El Gobierno quiere desconocerme, quiere conformar una dirigencia paralela para aprobar la realización de su consulta”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada