viernes, 22 de marzo de 2013

Indígenas retoman bloqueo en la planta Río Grande

Después del cuarto intermedio al bloqueo realizado por los indígenas de la Comunidad Tacobo Mora, éstos indicaron que no renunciarán a la indemnización de 1 millón de bolivianos que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), les adeuda por motivo de incumplimiento a la consulta previa para la explotación de 211 hectáreas de Tierras Comunitarias de Origen (TCO) guaraní.

“Al presidente de YPFB, Carlos Villegas, le indicamos que nosotros tenemos un documento que en su momento fue firmado por ese entonces, gerente Nacional de Plantas, Gerson Rojas, documento que estipula que YPFB Corporación honrará la indemnización de la suma de un millón de bolivianos por concepto de daños, perjuicios y vulneración de los derechos de los pueblos indígenas, por cuanto el presidente de YPFB, está mal informando a la población, porque una cosa es la compensación y otra es la indemnización”, manifestó Higinio Coca, Gran Capitán de Tacobo Mora.

También, comentó que no sería la primera vez que YPFB habría incumplido los contratos con esta Capitanía, situación que los comunarios de Tacobo Mora habrían dejado de lado anteponiendo el desarrollo del país a las necesidades de la comunidad guaraní.

“El señor Villegas quiere confundir a la sociedad al manifestar que ya nos habrían compensado con 7 millones de bolivianos, cuando la realidad es otra, puesto que ese monto económico corresponde a la consulta realizada en una primera etapa al pueblo guaraní para que cediéramos parte de nuestras tierras para la realización de proyectos de explotación. Ellos, aprovechando este pacto procedieron al desmonte de 211 hectáreas que no estaban estipuladas en las actas y que en ningún momento fueron llevadas a la consulta con la Capitanía, como lo estipula la ley”, expresó Coca.

Además, comentó como producto de la falta de disposición que mostraron para el diálogo por parte del presidente de YPFB y el Gobierno, los indígenas de Tacobo Mora procedieron nuevamente a bloquear el ingreso principal a la Planta Separadora de Líquidos Rio Grande y YPFB Andina.

Por su parte, el dirigente de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), Adolfo Chávez, indicó que al fenecer el cuarto intermedio que brindaron los indígenas de Tacobo Mora para que el gobierno se manifieste sobre esta problemática, procedieron nuevamente a retomar el bloqueo del ingreso principal de la Planta Separadora de Líquidos Rio Grande y YPFB Andina.

“Toda vez que el presidente de YPFB o el Gobierno no se manifestó sobre el justo pedido que realiza la Capitanía de Tacobo Mora, estos procedieron nuevamente a bloquear el ingreso de la planta Río Grande y no descartan la toma pacífica del pozo Río Grande”, manifestó Chávez.

Asimismo, indicó que ellos no cesarán con su reclamo y si la fuerza policial intenta intervenir en el bloqueo, se enfrentarán, responsabilizando directamente al Comandante Departamental, Guido Arroyo.

“Señor Arroyo, usted va hacer un arroyo de sangre de la Capitanía Tacobo Mora, que están dispuestos inclusive a dar su vida para que la justicia indemnice las hectáreas que YPFB taló y que actualmente esta utilizando para su proyecto”, añadió Chávez.

Ante esta situación, el analista y consultor en hidrocarburos, José Luis Padilla, manifestó que el pedido que realiza la Capitanía Tacobo Mora a YPFB es justo, puesto que la empresa hidrocarburíferas estatal habría explotado TCO sin haber realizado una consulta.

“El pedido de un millón de bolivianos por parte de los indígenas de Tacobo Mora, se justifica puesto que ellos reclaman esta indemnización por predios que no fueron llevados a la consulta mutuamente, obviando procedimientos y registros que son estipulados por ley, además con este accionar YPFB a atentado contra el equilibrio ambiental de la zona, poniendo en riesgo toda forma de vida que este en el radio de la zona en conflicto”, comentó Padilla.

También, añadió que si bien esta demanda es justa por parte de la Capitanía Tacobo Mora, no se puede dejar de lado las pérdidas económicas que causa la medida radical que los indígenas optaron para hacer su reclamo.

“YPFB pierde diariamente 350 mil dólares, debido a que la obra de la planta Río Grande está paralizada y surge retraso en la entrega que estaba fijada para el 10 de mayo, por lo cual es recordable que el presidente de YPFB, baje hasta la zona en cuestión y converse con los afectados y no se cierre solo en discursos mediáticos que no solucionan las problemáticas de ambas partes”, añadió Padilla.

DATOS

- La Capitanía Tacobo Mora pide que YPFB los indemnice con Bs 1 millón, por el desmonte y explotación de TCO que no fue llevada a consulta.

- YPFB pierde diariamente 350 mil dólares, debido a que la obra de la planta Río Grande está paralizada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada