martes, 31 de enero de 2012

Pueblo chiman tiende a desaparecer y quieren ingreso a su territorio

La vulnerabilidad de los pueblos indígenas y su desaparición, es un problema que está afectando a varios pueblos originarios campesinos, ese es el caso del pueblo chiman o tsimané que habita en el norte de La Paz y en inmediaciones de la provincia Ballivian del Beni en donde viven en condiciones de extrema pobreza, en vista de que hasta ahora no fueron atendidos por entidades gubernamentales u otras no gubernamentales, motivo por el que este pueblo se encuentra en peligro de extinción al igual que otros pueblos originarios que han quedado en el olvido y el atraso.

Esta situación motivo para que la Viceministra de Justicia Indígena Originario Campesina, Isabel Ortega, visite la región del Norte de La Paz, la comunidad de Puerto Ruso del municipio de Ixiamas, provincia Abel Iturralde del Departamento de La Paz, en donde se encuentran , dichos indígenas originarios para conocer las necesidades de esta comunidad.

Puerto Ruso a 675 Km. de la ciudad de la Paz, alberga alrededor de 30 familias del pueblo Tsimané (Chiman), desde el municipio de Ixiamas son 65 Km. Que se debe recorrer para llegar al territorio Chiman, casi siempre a pie.

Recorriendo unos pocos metros ya en el camino de Ixiamas a Puerto Ruso, se presenta una pequeña tranca, hecha de troncos de árboles delgados y alambres de púa, no es difícil de recogerla y evitarla, una segunda se divisa a lo lejos, esta ya parece ser más complicada para continuar el camino, evidente al llegar a la puerta se percibe que tiene un candado bastante grande que con la ayuda de una cadena impiden el paso a quien desee ingresar al territorio o a quien quiera salir del territorio Chimán.

Quieren acceso libre a su territorio

Los originarios chimanes (Tsimanés) que viven en este territorio, establecidos en el norte del departamento de La Paz, debido a que migraron de la Misión Jesuítica de San Francisco de Borja hacia Puerto Ruso, por mejores condiciones de vida, llevando consigo su herencia, identidad, valores culturales y su organización social, política y económica; entre una de sus necesidades más importantes quieren tener acceso libre a su territorio. Alcides Mamani Tayo de esta comunidad destacó que “para llegar al pueblo se deben pasar trancas, antes no habían trancas para llegar a nuestro territorio y cuando queremos sacar nuestros productos nos amenazan los dueños de propiedades aledañas para que no podamos pasar” y por ello demandan un acceso libre a su territorio

Otro comunario comentaba que cuando alguien quiere entrar al territorio Chimán del Norte de La Paz, a vender sus productos, el dueño de la hacienda por donde pasa el camino de acceso, no los deja pasar con facilidad y los amenaza constantemente, inclusive algunos comunarios mencionaban que quería cobrar por pasar sus productos: “la otra vez que venía doña María trayéndonos productos de Ixiamas no le han dejado pasar le han amenazado con su escopeta” mencionó Rosaura Tayo, otra comunaria del lugar.

A esta situación técnicos del Viceministerio de Justicia Indígena sostuvieron que se pedirá un informe al Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA) para corroborar si evidentemente sus papeles están al día y si se registra el camino que pase por ese lugar.

La escuela es precaria

En ocasión de la visita se evidenció que la escuela con la que cuentan es precaria y no cuenta con infraestructura adecuada, para impartir clases, “quisiéramos tener una escuelita con buena infraestructura para que los chicos no se duerman, y tener las condiciones necesarias, como pizarras, libros para enseñar”, mencionó Macedonio Mamani, profesor de la escuela. Resaltó que los pocos estudiantes que quedan deciden estudiar hasta el 6to. Grado y después prefieren formar su familia y no continuar con sus estudios, por la falta de oportunidades.

Además la existencia de una posta de salud es muy necesaria para quienes viven en esta comunidad, “porque los niños y los adultos se resfrían con frecuencia y es muy complicado salir hasta el pueblo (Ixiamas) y no vienen los doctores hasta aquí”, indicó con preocupación Santos Apo.

Recursos naturales

En el área se pueden encontrar árboles frutales plantados por las familias Chimán, que datan de generaciones anteriores y porque el conocimiento forestal fue transmitido hasta nuestros días, por sus progenitores. Los recursos maderables que hay en el lugar, llaman la atención de algunos empresarios madereros que intentan usurpar estos recursos para explotarlos, sin embargo los indígenas prefieren no explotar indiscriminadamente este recurso natural, “nosotros no estamos sacando madera, algunos querían darnos plata por desmontar, no hemos aceptado, conservamos nuestros recursos, nuestros animales, ríos y árboles” acotó Santo Apo al referirse a sus recursos renovables.

Actividades productivas

La economía de los Chimanes se basa en la pesca, recolección de jatata (palmera peculiar del lugar) para elaborar techos de viviendas y pescan durante todo el año para su alimentación, siendo la mayor época de pesca la de invierno a orillas del río utilizando machetes, anzuelo, arco y flecha.

La agricultura es destinada al autoconsumo y sólo algún excedente para la venta en el municipio de Ixiamas, los productos más cultivables son: arroz, maíz, yuca, plátano y caña de azúcar. Adicionalmente para el comercio en poca escala, cultivan algodón, limón, y jatata entre otros.

También viven de las artesanías que realizan como ser bolsos, collares y sus vestimentas que realizan de la corteza de carconcho (árbol), muy distintivas del lugar.

Sostuvieron que pueden diversificar su producción para mejorar sus condiciones de vida y su alimentación, con actividades como la siembra de azúcar, la crianza de cerdos y otros; pero esperan apoyo técnico y capacitación, “no sabemos cómo producir otras cosas y tenemos chacos para poner barbechos” mencionó Rosaura Tayo.

Idioma

Su lengua se encuentra en las no clasificadas, en ninguna de las familias de nuestro país, ni del continente; aún no tiene un alfabeto normalizado de su lengua, pero ellos hablan su idioma cotidianamente, cuenta con 6 vocales a diferencia del castellano, algunos términos Chimán: yo se dice YE, tú se dice MI, él Mu, no JAM y si JE.

A través de la construcción colectiva del anteproyecto de Ley de Protección a Naciones y Pueblos Indígenas Originarios en peligro de extinción, aislamiento voluntario y no contactados para evitar su desaparición el Viceministerio de Justicia Indígena Originario Campesina, dependiente del Ministerio de Justicia en coordinación con pueblos indígenas originarios viene trabajando en procura de mantener sus tradiciones culturales, idiomas, costumbres, respetando su territorio y recursos renovables y no renovables, garantizando el derecho a la salud, a la vida y a su territorio, como establece la Constitución Política del Estado.

Por ahora lo que se espera es que las autoridades pertinentes no sólo se interioricen de los problemas recogiendo información, lo que es bastante significativo en estos tiempos, sino más bien en forma coordinada con otras entidades relacionadas se busquen soluciones a corto y mediano plazo para que las comunidades indígenas originarias puedan mejorar sus condiciones de vida, proteger su territorio y sus recursos naturales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario